sábado, 27 de abril de 2013

LA GRAN BODA, un reparto impresionante para una comedia muy correcta

FICHA TÉCNICA 

Título: La gran boda
Título original: The Big Wedding
Dirección: Justin Zackham
País: Estados Unidos
Año: 2013
Fecha de estreno: 01/05/2013
Duración: 90 min.
Género: Comedia
Reparto: Amanda Seyfried, Robert De Niro, Katherine Heigl, Robin Williams, Susan Sarandon, Topher Grace, Ben Barnes, Diane Keaton, Marc Blucas, Kyle Bornheimer
Guión: Justin Zackham
Distribuidora: Aurum Producciones
Productora: Millennium Films, Two Ton Films

SINOPSIS

Con motivo de la boda de su hijo adoptivo Alejandro (Ben Barnes) con Missy (Amanda Seyfried), Ellie Griffin (Diane Keaton) vuelve a su antiguo hogar diez años después de que su marido, Don (Robert De Niro), la engañara con su mejor amiga Bebe McBride (Susan Sarandon), con la que convive desde entonces.

Pero cuando Alejandro les anuncia que su madre biológica (Patricia Rae) asistirá a la boda y que, debido a sus estrictas creencias religiosas, no tiene ni idea de que Ellie y Don están divorciados, ambos deberán aparentar ser un matrimonio feliz y bien avenido mientras que Bebe tiene que desaparecer de la casa. Más o menos...

CRÍTICA

No lo voy a negar: el reparto de esta película es impresionante y ese fue uno de los (mayores) factores que me influyó para ir al pase de prensa de este título, del que también reconozco no haber sabido nada hasta ahora, poco antes de su estreno. Como muchos ya supondrán, dificil es ver algo original que nos llegue de Hollywood, hecho que se repite aqui al ser este un remake de la película franco-suiza de 2006 Mon frère se marie de Jean-Stéphane Bron (que no he visto)

El director, guionista y productor Justin Zackham (que ya trabajó con actores consagrados como Jack Nicholson y Morgan Freeman en Ahora o nunca) es el responsable de ofrecernos en 90 minutos la preparación de la boda que da título al film, donde no solo tendremos la trama que gira sobre la pareja formada por Ben Barnes (visto en la secuela de Las crónicas de Narnia) y Amanda Seyfried, sino unas subtramas (quizás apenas esbozadas o desarrolladas en tan poco tiempo) donde hay de todo: la hermana embarazada (Katherine Heigl, habitual de este género), el hermano virgen (Topher Grace, visto como Eddie Brock/Veneno en Spiderman 3), los padres forzados a convivir juntos pese a estar divorciados (Robert de Niro y Diane Keaton, con Susan Sarandon como la otra parte del "trio"), el cura extremista (un muy secundario Robin Williams), la familia extranjera que parece no entender el idioma…

De los más veteranos del reparto hay que decir que parecen nacidos para este género, ya que todos ellos tan solo han de molestarse en hacer de si mismos, que en el fondo es lo que se les da mejor, aunque salen más beneficiadas Diane Keaton y Susan Sarandon (cuyas personalidades arrolladoras les permiten destacar sobre quien se les ponga por delante) que un Robert de Niro cuyo personaje oscila entre lo caballeroso y lo machista o un Robin Williams cuya presencia es apenas un mero esbozo que el actor poco puede hacer para desarrollar más allá de su escueto planteamiento. Entre los jóvenes Amanda Seyfried está preciosa y Ben Barnes cumple sin más mientras que Topher Grace resulta divertido como virgen (que pronto dejará de serlo a la que se descuide y se deje llevar) aunque la que si parece estar en su salsa es Katherine Heigl, todo sea porque la comedia romántica es donde ella ha trabajado más.

De un humor tan blanco (o más) del que uno se pueda imaginar, y si acaso con esa caduca moralina final de que la boda es la culminación de la felicidad absoluta (por mucho que quiera ir de moderna mostrándonos esa familia disfuncional que pese a todo resuelve sus problemas en positivo) lo que hay que agradecerle a la película es que sea concreta y concisa, yendo al grano desde el principio y sin atascarse en detalles superfluos (si bien eso puede redundar en contra de algunas de las subtramas indicadas, que bien podian ellas solas llenar una película y que aqui son tan solo esbozadas) La gran boda es una comedia que busca la risa facil (que no la estúpida) con unos personajes con los que es fácil encariñarse y que nos ofrecen un humor más amable que ingenioso pero que hará que el espectador salga satisfecho (si bien no entusiasmado) tras verla.

LO MEJOR: Sin duda el reparto: unos lo harán mejor que otros pero TODOS ELLOS están muy acertados en sus respectivos personajes, ganando (no en vano es un grado) los más veteranos (sobretodo Diane Keaton y Susan Sarandon) Además su duración (unos ajustados 90 minutos que en ningún momento cansan o aburren) y el tono alegre que desprende en todo momento.

LO PEOR: No parece que fuera esa la intención de sus responsables, pero uno siempre espera un resultado más destacable cuando en un film se junta un reparto tan llamativo. Ello si acaso es más evidente en algunas subtramas que daban para más (sólo la del hermano virgen para una película propia)