miércoles, 30 de abril de 2014

DIVERGENTE, esos otros JUEGOS DEL HAMBRE

FICHA TÉCNICA

Título: Divergente
Título original: Divergent
Dirección: Neil Burger
País: Estados Unidos
Año: 2014
Fecha de estreno: 30/04/2014
Duración: 139 min.
Género: Romance, Aventuras, Acción
Reparto: Shailene Woodley, Maggie Q, Zoë Kravitz, Ansel Elgort, Ray Stevenson, Miles Teller, Jai Courtney, Kate Winslet, Ashley Judd, Tony Goldwyn
Distribuidora: eOne Films
Productora: Red Wagon Entertainment

SINOPSIS

En un futuro no muy lejano, la sociedad estará dividida en cinco facciones. Cada una de ellas representará una virtud, y los adolescentes deberán decidir si quieren pertenecer a una u otra... por el resto de sus vidas. Tris Prior (Shailene Woodley) toma una decisión que sorprende a todo el mundo, y ahora debe afrontar las consecuencias. Participará en pruebas físicas y mentales que la dejarán exhausta y la transformarán completamente.

Pero Tris padece lo que se conoce como divergencia, es decir, la imposibilidad de encajar en ninguna de las cinco facciones oficiales. Deberá llevar esto en secreto a menos que quiera convertirse en una víctima del sistema.

CRÍTICA

Cuando reseñé el libro en el que está basada esta película ya dejé claro que estamos ante lo más parecido a la exitosa saga de Los juegos del hambre, pero sin caer en el plagio. Lo malo es que también dejé claro que el libro tan solo representaba una introducción al meollo del asunto, algo que se hace palpable vista una película de 139 minutos a los que perfectamente les sobran unos cuantos. Su éxito en la taquilla americana parece que garantiza la continuidad de la saga en salas de cine, si bien con su capítulo final lo dividirán en dos entregas (al estilo de los finales de saga de Harry Potter, Crepúsculo o la citada Los juegos del hambre entre otras)

La protagonista de la historia, una adolescente de fuerte caracter que se verá obligada a ser la heroína de la función, cae en manos de Shailene Woodley, actriz que fue contratada para ser Mary Jane Watson en The Amazing Spider-Man 2: El poder de Electro, pero cuyas escenas fueron descartadas, por lo que para la tercera película del trepamuros habrá que ver si vuelven a confiar en ella o no. En la carrera aún inicial de esta joven actriz lo único suyo que he visto ha sido como hija de George Clooney en Los descendientes ya que su trabajo hasta la fecha se ha movido más bien por series de televisión (CSI Nueva York, Me llamo Earl, Crossing Jordan,...)

Al igual que ocurre con Los juegos del hambre, la primeriza protagonista se ve arropada por un grupo de actores solventes que cumplen en su misión de meras compañías (Ashley Judd, Tony Goldwyn, Maggie Q,...) a la espera de que algunos de sus personajes se desarrollen de manera más completa en futuras entregas (si llegan a ellas) De entre todos el que quizás parece menos aprovechado es el personaje de Ray Stevenson (cuya presencia sabe a poco) mientras que el más irritante es sin duda Jai Courtney, que hace méritos para un odio general de la platea tras haber sido el hijo de John McClane en La jungla (de cristal 5): Un buen día para morir.

Como no es ningún spoiler, diremos que la villana encarnada por Kate Winslet es correcta (si bien la cuchillada del final es un inserto ajeno a la novela), aunque la anécdota es ver en el reparto a la hija de Lenny Kravitz (es la amiga de Tris Prior al llegar esta a Osadia) cuando su padre ha sido secundario en la saga de Los juegos del hambre. En cuanto a la película, digamos que el director Neil Burger realiza una correcta adaptación de la novela inicial, siempre valorando que la misma no va más allá del simple entretenimiento, aunque la distopia planteada en ella no sea tan creíble como la vista y/o leída en Los juegos del hambre.

Y es que lo que en la obra de Suzanne Collins resulta acertado (e incluso crítico con la sociedad actual: toda esa especie de Battle Royale que le da nombre a esa distopia), en el caso de Divergente queda más difuso, siendo más evidentes errores, como lo disparatado de las acciones de los de Osadía, que resultan en algunos momentos temerarias (como esa costumbre de subir y bajar de los trenes en marcha, o tirarse a ciegas por una cornisa) pareciendo más bien un grupo de vándalos o gamberros que los supuestos castrenses guardianes de las cinco facciones que hay en este distópico futuro (perdiendo por tanto credibilidad ante su mayor ejemplo comparativo: Los juegos del hambre)

Valorando a la heroína (Beatrice Prior) de esta nueva saga adolescente digamos que Shailene Woodley mejora mucho a la sosa Kristen Stewart de Crepúsculo, si bien queda por debajo de la Jennifer Lawrence de Los juegos del hambre (¿es igual porque esta última es mejor actriz?) Por lo demás la historia no deja de ser el fiel reflejo de las dudas existenciales de los adolescentes, al plantearse en esta ficción los 16 años como la edad en que se ha de escoger una de las facciónes (y por lo tanto un futuro), coincidiendo con esa etapa en que el individuo se define como tal, buscando su lugar en el mundo (lo que le permitirá empatizar sobretodo con el sector joven, su público potencial).

LO MEJOR: Es una correcta adaptación de una novela que tampoco es nada más allá que simple entretenimiento.

LO PEOR: Que tras casi dos horas y media de metraje apenas esto sea el inicio, notándose mucho que la historia está enfocada como trilogia, siendo esto tan solo la introducción.