martes, 23 de junio de 2015

SAN ANDRÉS, ni un gran terremoto puede con DWAYNE JOHNSON

FICHA TÉCNICA

Título: San Andrés
Título original: San Andreas
Dirección: Brad Peyton
País: Estados Unidos
Año: 2015
Fecha de estreno: 26/06/2015
Duración: 114 min
Género: Drama, Thriller, Acción
Reparto: Alexandra Daddario, Dwayne Johnson, Carla Gugino, Archie Panjabi, Art Parkinson, Ioan Gruffudd, Colton Haynes, Kylie Minogue, Will Yun Lee, Paul Giamatti
Distribuidora: Warner Bros. Entertainment
Productora: New Line Cinema, Village Roadshow Pictures, Warner Bros. Entertainment

SINOPSIS

Lo que parecía imposible, ha ocurrido. El devastador terremoto conocido como The Big One se ha producido a lo largo de toda la falla de San Andrés, con epicentro en Palm Springs y arrasando toda California. En mitad del caos, un piloto de helicópteros (Dwayne Johnson) se lanza al rescate de su hija (Alexandra Daddario), que ha quedado atrapada en una zona especialmente peligrosa. Pero el tiempo apremia y podría ser que ninguno de los dos obtuviera el premio de la supervivencia.

CRÍTICA

El espectador que se decide por esta película a la hora de ir al cine tiene muy claro (o al menos así debería ser) que esto es un film al que tan solo se le puede pedir una cosa, y es que sea más o menos aceptable y entretenido. En mi caso mentiría si dijera que no la disfruté, pero pese a ello nadie le niega TODOS los tópicos (y más) del género de catastrofes en el cual se engloba. Aún así el ritmo es ágil y rápido desde el inicio, propiciando que bien pronto entremos en acción (destructora), lo que nos sirve para ver que tal héroe de acción es nuestro musculoso protagonista.

Toda la parte visual de esta San Andrés es donde residen sus mayores aciertos, ya que la destrucción masiva de edificios y ciudades (debido a esa cadena de terremotos con origen en la falla a la que da nombre el film) es realmente brutal. Junto a ello seguiremos las andanzas del protagonista (a cargo de Dwayne Johnson) que intentará salvar a su hija del caos que se produce, siendo su papel más o menos creíble aunque bastante básico, volcando el peso de la historia en lo que funcione su carisma con el público (algo que, afortunadamente, aquí no falla, aunque no más allá de un trabajo cumplidor)

De hecho esta película servía para mostrar el arrastre de Johnson como protagonista principal (pese a su labor en muchos títulos, hasta ahora no había protagonizado ninguno en solitario) El resultado parece que ha funcionado bien a tenor de su taquilla hasta la fecha (más de 100 millones de dólares en suelo americano y más de 400 millones de dólares a nivel global), en lo que influye el citado carisma como héroe de acción de Johnson, por las simpatias que siempre levanta su presencia (al menos en mi caso) desde su debut actoral en 2001 como el Rey Escopión en la primera secuela de La Momia.

Siendo justos hay que reconocer que esta película no pasará a los anales de la historia, ni tan siquiera dentro del género en el que se engloba, al no aportar nada destacable más allá de su aparatosidad visual. Y es que en este tipo de película donde TODO se derrumba lo que menos interesa es el drama humano, que se suele ceñir a los aspectos más básicos, hecho por el cual supongo que el director supo que no podía sacar de donde no hay, dejando el peso de la historia en los anchos hombros de Johnson, ayudado a nivel secundario por Carla Gugino y Paul Giamatti (lo mejor del resto del reparto)

El espectador ya veterano enseguida se dará cuenta de que una película como esta, en caso de haberse realizado hace unos años, hubiera sido un vehículo perfecto para héroes de acción como Bruce Willis, Schwarzenegger o Stallone (aunque en si este último digamos que ya tiene un título similar en Daylight: pánico en el tunel, donde también ejercía un personaje similar al que aqui tiene Johnson) Por cierto, citar entre el plantel de secundarios básicos a Ioan Gruffudd, conocido por haber sido el Reed Richards de las dos películas de Los 4 Fantásticos dirigidas por Tim Story en 2005 y 2007.

LO MEJOR: El protagonista ejerce de manera correcta como héroe (que no superhéroe) de acción, y admitir que con esta película aburrirse desde luego que uno NO se aburre pero...

LO PEOR: ... cae en TODOS los tópicos y giros previsibles del cine de catastrofes.

1 comentario:

sofia martínez dijo...

¡Es indudable que es entretenida! Los fans de Dwayne J. seguro les parece genial verlo en aire, mar y tierra, salvando a todo mundo en Terremoto: La falla de San Andrés. Una más de estas películas hechas para entretener y gustar. Los efectos especiales son excelentes, la historia rápida, sin aburrimiento y actuaciones convincentes. No se espera el argumento profundo ni el desenlace inesperado, pero las dos horas que se le dedican, bien se aprovechan porque se pasa un rato agradable. Un OK de calificación, no hay que ser quisquillosos, La Roca tiene su chiste.