domingo, 8 de mayo de 2016

Reseñas varias: NUNCA VOLVERÁS A PIKEVILLE, LADRONA DE VIDAS, LOS CABEZONES DE LAS GALAXIAS, JAYBIRD y JUPITER'S LEGACY (TOMO 1)

Si os gustan los procedimentales televisivos (es decir, series tipo los variados CSI, Mentes criminales, etc.) recomiendo las dos novelas Nunca volverás a Pikeville y Ladrona de vidas, ya que en ambas (en la primera se inicia el relato y en la otra se concluye) os encontrareis con una trama de suspense que puede llegar a recordar a los ejemplos citados (entre otros) El estilo de la autora, que sabe manejar bien los elementos un tanto tópicos con los que parte (historias de misterio uno ha visto y/o leido hasta hartarse, siendo un género tan sobado como el western), podría decirse que es acertado y meticuloso, pero más que seguir, como dicen algunos, la estela de Stephen King me recordó más al estilo de Thomas Harris, el creador del mítico Hannibal Lecter (de hecho vi ciertos paralelismos en estas novelas con la malsana relación que tenian Will Graham y el citado doctor Lecter en la ya cancelada serie de televisión que adaptaba ese mítico villano literario)

Ambas son dos novelas entretenidas con las que, como he indicado, disfrutarán los aficionados de ese tipo de historias de asesinos en serie, aunque cuando se descubre quien es el mismo en cuestión en este caso, creo que debería haber tenido más puntos en común con (por ejemplo) el Dexter de Jeff Lindsay (sobretodo el de su versión televisiva) que con el John Doe de la película Seven, siendo un cierto toque de humor negro lo que le hecho a faltar para lograr más empatia por parte del lector (sin desmerecer para nada su muy acertada crueldad, digna del mismísimo Jack el destripador, descubriendose al final los vengativos motivos que la provocan)
Por todos es conocido el nombre de Enrique V.Vegas, famoso historietista español conocido por sus adorables y entrañables parodias cabezonas de grandes éxitos del cine y el comic, de las cuales ya me he leido unas cuantas. En esta ocasión he tenido la suerte de disfrutar de Los cabezones de las galaxias en su nueva edición a todo color y en un formato más grande que el habitual en el que se editan las historietas de Vegas, donde el arte gráfico de su autor se disfruta aún más a nivel visual (como más luce), aunque de todas maneras sigue pecando de esa brevedad propia de todas sus obras, que hace que cuando te la has leido te sepa a poco (lo primero) y te deje con las ganas de más (lo segundo)

Lo adaptado en este comic sería Una nueva esperanza, el primer film de la trilogia original y además episodio IV dentro de la cronologia de esta saga galáctica, siendo un perfecto regalo para aquellos fans de la famosa franquicia creada por George Lucas que quieran pasar un rato divertido a cuenta de la misma.
Cuando hace unos días me pasé por una de las bibliotecas que frecuento, como en ella ya me conocen me enseñaron las novedades (por si alguna me interesaba) y admito que esa fue la primera vez que ví este comic titulado Jaybird, el cual enseguida llamó mi atención, aunque el hecho de que tuviera más dibujo que texto me hizo presuponer si era una novedad de la sección infantil. Pero tras meditarlo, al final me decanté por probar (total, ¡es gratis!), ya que su estilo un tanto tenebroso me resultó muy llamativo (aparte de que el protagonista es un pájaro, ya que me han llamado siempre la atención las fábulas)

con Jaybird estamos ante una historia muy sencilla (la de un arrendajo que vive recluido en su casa y al cuidado de su madre enferma) en la cual, como he indicado antes, es mucho más importante el aspecto visual que el texto, el cual está reducido a su mínima expresión (es un comic que se lee en un suspiro) Además los personajes principales son los dos citados (a los que si acaso sumar una araña que deambula por allí) por lo que eso logra darle mucha fuerza a un relato intimista cuya calidad gráfica habla por si sola (en muchas ocasiones es acertado la ausencia de texto porque el estilizado dibujo se expresa a la perfección) Sin duda este comic finlandés nominado a los prestigiosos premios Eisner es toda una agradable sorpresa que haría las delicias de directores como Tim Burton por su citada (y muy acertada) estética oscura y tenebrosa (¡lástima que se lea tan rápido!)
Otra de mis más recientes lecturas de biblioteca ha sido el tomo 1 de Jupiter's Legacy, el cual en principio (y de manera errónea) pensé si tendría alguna relación con la película El destino de Jupiter (¡como en la actualidad los comics son una fuente inagotable para todo tipo de series y películas!) Pero no, en si se trata de los cinco primeros números de la citada serie, recopilados en este tomo 1, y que corresponden a una nueva serie de su guionista (Mark Millar) de la cual tiene control absoluto (a diferencia de sus trabajos en Marvel y DC, donde digamos que jugaba con personajes que no son suyos)

La idea inicial con la que parte esta Jupiter's Legacy vendría a ser una nueva vuelta de tuerca sobre el tema de los superhéroes: en esta ocasión a principios del siglo XX el descubrimiento de una misteriosa isla lleva a unos privilegiados a conseguir poderes extraordinarios para salvar la caotica situación mundial. Ya en la actualidad sus descendientes viven en la absoluta desidia y totalmente desmotivados, sin importarles el legado que han heredado, hasta que el villano de turno toma el control mundial (con la idea de mejorar la situación global) revelándose al final una total dictadura represora. Pero como en toda dictadura, hay rebeldes en la sombra para luchar contra el orden preestablecido...

Con un correcto dibujo de Frank Quitely (que cumple bien, aunque nunca ha sido uno de mis artistas gráficos predilectos) el guión de Mark Millar entretiene lo justo, aunque no me ha convencido tanto como lo hizo en su día Kick-Ass (también del mismo autor), por el evidente paralelismo con obras previas suyas (como los Ultimates de Marvel o la clara influencia de Superman en el Utopian de esta serie), pero pese a un inicio un tanto tibio, progresivamente va tomando fuerza hasta que este primer tomo se cierra con un cliffhanger de órdago (espero que el tomo 2 no tarde mucho)