martes, 8 de septiembre de 2015

EL CORREDOR DEL LABERINTO: LAS PRUEBAS, simple y correcta secuela

FICHA TÉCNICA

Título: El corredor del laberinto: Las pruebas
Título original: Maze Runner: Scorch Trials
Dirección: Wes Ball
País: Estados Unidos
Año: 2015
Fecha de estreno: 18/09/2015
Duración: 131 min.
Género: Aventuras, Ciencia ficción
Reparto: Dylan O'Brien, Thomas Sangster, Kaya Scodelario, Ki Hong Lee, Giancarlo Esposito, Aidan Gillen, Patricia Clarkson, Lili Taylor, Katherine McNamara, Nathalie Emmanuel
Distribuidora: 20th Century Fox
Productora: Gotham Group, Temple Hill Entertainment, TSG Entertainment

SINOPSIS

Thomas (Dylan O'Brien) y el resto de clarianos tendrán que enfrentarse a su mayor desafío hasta el momento: buscar pistas sobre la misteriosa y poderosa organización conocida como C.R.U.E.L. Este viaje les llevará a La Quemadura, un apocalíptico lugar repleto de inimaginables obstáculos. Formando equipo con miembros de la resistencia, los clarianos deberán desenmascarar a las fuerzas superiores de C.R.U.E.L. y averiguar qué planes tienen para todos ellos.

CRÍTICA

Cuando ví el primer film hace un año me propuse leer la base literaria de esta saga, hecho que tengo que reconocer que no he realizado. Por ello, de nuevo esta crítica valora tan solo la película, sin tener en cuenta cuanto es fiel a la novela en la que se basa. Y aunque ni de lejos podemos decir que sea una GRAN película, os estaría mintiendo si no reconociera que me entretuvo bastante, pese al error de aumentar la duración respecto a la previa (casi 20 minutos que tampoco es que fueran imprescindibles) así como su dependencia como film intermedio de la franquicia (sin inicio específico y con final abierto).

Tengo que admitir mi temor previo contra la película, motivado por lo mucho que me decepcionó la secuela de Divergente hace unos meses (y es que no hay que olvidar que estamos ante una moda de adaptar novelas juveniles que nos presentan distopias más o menos creibles, siendo la más exitosa la de Los juegos del hambre, que finalizará el próximo noviembre) En el caso de la franquicia que nos ocupa, el final está fechado para el 17 de febrero de 2017, para no quedar colapsado por las prisas que si ha tenido esta secuela, que llega apenas un año después del episodio inicial.

De todas maneras no es muy raro ese lapsus temporal, porque la famosa de Harry Potter ya le pasó lo mismo del segundo al tercer film de la serie: mientras que La cámara secreta llegó las navidades de 2002, El prisionero de Azkaban no vió la luz hasta el verano de 2004. Y el famoso personaje de J.K.Rowling viene a colación por la moda que él inició de adaptar la obra final en dos películas, hecho que repitió la saga Crepúsculo, o que también han realizado o harán la antes citadas de Los juegos del hambre y Divergente (una ambición recaudatoria de las productoras a la que de momento parece que no se suma esta franquicia, que no dividirá su final en dos películas)

Pero entrando en el tema, tengo que reconocer que Las pruebas se sostiene bajo el ritmo incesante en el que está rodada, pero cuyas carencias son evidentes a poco que uno medite tras su visionado. El grupo superviviente de la anterior entrega empieza esta secuela conociendo que no son los únicos, ya que había más laberintos y más jóvenes encerrados en ellos. Al no ser dicho espacio ahora predominante, la historia lleva a los personajes a hacer frente a nuevas amenazas, funcionando unas mejor que otras (la huida del centro inicial donde están recluidos sería la más forzada, así como también la "traición" final de uno de los personajes principales hacia el grupo)

El mayor handicap que tiene esta película es un reparto de jóvenes rostros donde la empatía hacia sus personajes brilla por su ausencia, siendo el mejor ejemplo el estoico Thomas al que da vida Dylan O'Brien (quedando lejos del carisma que si le puso Jennifer Lawrence a su Katniss Everdeen en Los juegos del hambre) Del resto del reparto tengo que admitir que no hay mucho que destacar, incluidos los nuevos personajes que aqui se presentan, moviéndose gran parte entre la corrección y la indiferencia sobre lo que el destino les depare (esto último evidente en como acaba el personaje de Minho)

Los infectados por el virus que ha devastado a la raza humana en esta franquicia siguen la también imperante moda de los zombis (con una estética a medio camino entre los de Amanecer de los muertos28 días después y Soy leyenda), aunque la referencia más clara está en la huida de los mismos que tienen Thomas y Brenda (una correcta Rosa Salazar), ya que la escena de ella sobre una cristalera al abismo me recordó a la vista con Julianne Moore en El mundo perdido (la primera secuela de Parque Jurásico) si bien Spielberg si la resolvió de manera más acertada.

LO MEJOR: Su ritmo es ágil y entretenido, con lo cual es dificil que el espectador se aburra ante las nuevas amenazas a las que se tiene que enfrentar el grupo fuera del laberinto (lo que permite por fin ver el espectacular mundo devastado por una tormenta solar de esta franquicia, aparte del virus que atacó a la mayor parte de la humanidad)

LO PEOR: Su dependencia de ser parte de una saga, así como ciertos giros un poco forzados (evidentes por ejemplo en su huida del centro donde están recluidos al inicio del film) unido a la evidente falta de carisma en el que se supone que es el héroe principal (el Thomas de Dylan O'Brien)