domingo, 17 de abril de 2011

CÓDIGO FUENTE de DUNCAN JONES con JAKE GYLLENHAAL

FICHA TÉCNICA

Título: Código fuente
Título original: Source Code
Dirección: Duncan Jones
País: Francia
Año: 2011
Fecha de estreno: 15/04/2011
Duración: 93 min.
Género: Thriller, Acción, Ciencia ficción
Reparto: Jake Gyllenhaal, Michelle Monaghan, Vera Farmiga, Jeffrey Wright, Russell Peters, James A. Woods, Michael Arden, Cas Anvar, Joe Cobden, Nick Ferrin
Distribuidora: Aurum Producciones
Productora: Summit Entertainment, Studio Canal, Mark Gordon Company, The, E1 Entertainment, Vendome Pictures, Vendôme Production

SINOPSIS

"¿Qué coño hago aquí?" Eso es lo que se pregunta el capitán Colter Stevens (Jake Gyllenhaal) cuando despierta sobresaltado en un tren que viaja a toda velocidad. Delante suyo hay sentada una mujer (Michelle Monaghan) que dice conocerlo, aunque a él no le suena de nada. Alarmado, Stevens corre a refugiarse en los lavabos... y al verse en el espejo descubre que tampoco conoce a la persona que ve reflejada. Pero tiene poco tiempo para reflexionar porque, en cuestión de segundos, el tren explota.

Cuando recupera la conciencia, Stevens se encuentra en una unidad de aislamiento junto a una militar llamada Goodwin (Vera Farmiga) que le exige un informe de todo lo que ha visto. En el breve espacio que ha estado despierto en el tren, Stevens ha tenido que reconocer al terrorista que ha colocado la bomba. Pero no lo consigue. Su mente sólo piensa en la hermosa mujer que estaba delante suyo. ¿Quién era ella, y por qué lo conocía? La única forma de terminar con todas estas incógnitas es... regresar al tren.

CRÍTICA

Puede no ser perfecta (que no lo es) ni aprovechar su punto de partida al 100% (que no lo hace) pero uno siempre agradece el estreno de una película como Código Fuente, un film de ciencia-ficción de la buena que se estrena sin tener que acompañarlo con el término "secuela", "precuela", "adaptación" o "remake". Aún así, en el panorama actual donde la originalidad parece que brille por su ausencia, son claras las bases de esta película, que vendría a ser una mezcla entre Atrapado en el tiempo y Matrix.

Sin soltar spoilers (ya que es muy importante acercarse a este título con la mínima información posible) el espectador veterano enseguida encontrará los parecidos antes citados ya que al igual que en el título protagonizado por Bill Murray, nuestro héroe tendrá que repetir los mismos sucesos una y otra vez hasta que averigue el origen de los mismos (la segunda semejanza, la que cito con Matrix, quedaría explicada cuando se sabe qué es el Código Fuente, con lo cual permitirme que no la detalle)

El director de Moon, que vuelve a demostrar en este caso lo bien que se desenvuelve con historias minimalistas, utiliza muy bien los dos espacios principales por los que transcurre la historia (que son el interior del Código Fuente y el tren del atentado) y pese a la lógica repetición de sucesos, eso no convierte nunca al film en algo repetitivo sino que consigue dotar al conjunto de un ritmo que nunca decae a lo largo de su poco más de hora y media de duración. De los cuatro actores que sostienen toda la historia los más destacados serían Jake Gyllenhaal y Vera Farmiga, siendo sólo correctas las interpretaciones de Michelle Monaghan y Jeffrey Wright

Pese a todo resulta un poco insatisfactoria la resolución en lo que se refiere al villano de la historia, ya que se da poca importancia a los motivos de realizar los atentados, ya que para ese momento la historia se decanta más bien hacía la salvación de las víctimas del tren. No cuesta mucho imaginarse lo que ocurrirá, lo cual nos lleva a un previsible final que sólo podría haber mejorado en caso de que desenchufar el Código Fuente significase morir y no lo que ocurre, buscando un final feliz correcto pero sin duda alguna mejorable (una resolución más radical hubiera provocado un final más inquietante y hubiera mejorado la calidad global del producto)

De todas maneras, y pese a los citados servilismos para dotar al producto de cierto aire comercial (si bien el resultado ha quedado más bien como correcto, sin lograr grandes records) el film consigue entretener del primer al último fotograma, con una historia sobre realidades paralelas que recordará sobretodo a la mencionada Atrapado en el tiempo pero sustituyendo la comedia de allí por el thriller de suspense de aqui. Un entretenido espectáculo que roza el notable si no fuera no sólo por los detalles citados sino por otros (como la banda sonora) que no pulen el conjunto de esta historia con giros (en algunos casos) bastante sorprendentes.

LO MEJOR: La historia, como está desarrollada y si te informas lo mínimo posible sobre el film, las sorpresas que tendrás con algunos de sus giros argumentales.

LO PEOR: Aún con sus claros valores, ciertos defectos parciales menguan lo que podría haber sido un clásico del género.

3 comentarios:

Merrick dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Merrick dijo...

Bufff, para mí pinchazo total. El concepto en sí me parece interesante, es una buena oportunidad para un guionista para estrujarse los sesos... y en parte lo hacen bien, porque entretiene.

Pero a mí me cabrea mucho que las pelis de CF no sean fieles a sus propias premisas. La premisa te la puedes tragar o no, pero una vez establecida, hay que ser coherente con ella. En ésta, todo lo que hace el protagonista no puede proceder del sitio del que se supone que procede (SPOILER por ejemplo, ¿cómo puede saber lo que hay fuera del tren? SPOILER).

Kali dijo...

SPOILER-> Exacto... se supone que el mundo en el que se desarrolla la historia del tren, son recuerdos extraídos de los últimos 8 minutos del cerébro de uno de los pasajeros... Cómo sabía este pasajero hasa la matrícula de la furgoneta??? Porque sino... de dónde saca esa información??? Se la inventa su cerebro y hacierta de chiripa? XD <-SPOILER