viernes, 8 de enero de 2016

HELLBLAZER de GARTH ENNIS (2 de 3), SILVIO JOSÉ RESCATADO, INVENCIBLE ULTIMATE COLLECTION (volumen 5) y ANDRÉ EL GIGANTE

Recojo en la presente entrada las reseñas de las últimas lecturas de biblioteca de las que he disfrutado: el segundo tomo del Hellblazer de Garth Ennis, Silvio José recuperado, Invencible Ultimate Collection 5 y André el gigante.

Tras haber leido hace unos meses el primer tomo, ahora le llegó el turno al segundo (de tres) que recogen la labor de Garth Ennis en el comic Hellblazer, donde se narran las andanzas de John Constantine (un personaje que creo que merecía mejor suerte tras la película de 2005 o la serie de la NBC de la pasada temporada) En los arcos argumentales incluidos en este segundo volumen nuestro héroe se las tendrá que ver con ladrones de cadáveres, vampiros milenarios, demonios enamorados y ángeles caidos, todo ello con unos acertados guiones de Garth Ennis que encuentran la perfecta plasmación en viñetas gracias a la destacable labor de Steve Dillon (entre otros) con el que luego coincidiría en el también mítico comic Predicador.

En los números 56 al 71 (más especiales) recopilados en este segundo volumen destacaría la llegada de la crisis de los 40 para Constantine así como la ruptura con su pareja, hecho este último que le llevará a una gran depresión y a convertirse poco más que en un mendigo borracho (lo que sirve para mostrar el lado más realista y desagradable de la indigencia en el Londres de principios de los 90) La citada relación está plasmada de una forma tan real, humana y sincera que el lector de este comic no puede menos que empatizar con ambos miembros en todo lo que conlleva tan dramática ruptura (y todo ello sin olvidar que estamos ante un comic sobrenatural, si bien las criaturas que aparecen en él (ángeles, súcubos, vampiros y demonios) comparten miserias y anhelos muy humanos, siendo la venganza, la rabia, el amor o la traición los motores que mueven a algunos de ellos)
Cuando abandonaron la revista El Jueves en 2014 unos cuantos dibujantes por un tema de censura, uno de los que tomó esa alternativa fue Paco Alcázar, lo cual fue una pena porque ese era uno de mis preferidos gracias a su página de Silvio José, un parásito humano (porque no merece otro calificativo) egoista y hedonista a la enésima potencia. Tal esperpento de personaje, que a priori tendría que provocar el más inmediato rechazo, caló en muchos lectores (entre los que me sumo) no solo por su caracter tiránico y su forma de ser tan reprochable, sino también por todos los surrealistas personajes que le rodean, tan esperpénticos y delirantes (o más) que el propio protagonista (lo que provocaba un grado más bizarro de humor en sus patéticas peripecias)

Con este divertido Silvio José rescatado, quinta y última entrega, Paco Alcázar finiquita la serie que tuvo el personaje en la citada revista de El Jueves entre 2005 y 2014. Tan divertido como todas las entregas previas (que ya leí de las bibliotecas y reseñé en su momento) hay que citar que el material incluido aqui fue, en principio, descartado de lo anterior (de hecho el título inicial de este comic iba a ser Silvio José descartado, modificado por cuestiones de mercado al que al final tiene) Acompañan a las atroces vivencias de este esperpéntico personaje un muy simpático prólogo (donde el autor bromea sobre su propia creación) y 6 páginas finales exclusivas para este libro (a modo de extras) que llevan por título Viaje al fondo de Silvio José Pereda.

Aunque aqui se marca el final de una era, el personaje sigue vigente en la página La gran época que Paco Alcázar dibuja para la revista satírica digital Orgullo y satisfacción.
Otra de mis más recientes lecturas de biblioteca ha sido el quinto tomo recopilatorio del comic Invencible, que lleva por título Invencible Ultimate Collection (de la que ya me había leido los tomos previos hace unos meses) La presente obra tiene un creador (Robert Kirkman), que con ella ha encontrado todo un filón parecido al que tiene con la de The walking dead (famosa por la serie de televisión basada en el citado comic creado por él) Aunque compartan el mismo progenitor sería absurdo compararlas, ya que ambas están englobadas en géneros diferentes (y tienen sus propios valores dentro del estilo de cada una) Este volumen incluye los números 48 al 59 de la serie original de Invencible y el número 11 de El Asombroso Hombre Lobo

En el caso de la presente, hay que reconocer que tampoco inventa nada nuevo en el género de los superhéroes, pero al menos consigue sorprender y entretener al lector, tarea dificil si este es seguidor habitual de los justicieros de Marvel o DC (por poner dos ejemplos) El protagonista vendría a ser una mezcla entre Superman y Spider-Man, compartiendo los increibles poderes del primero y las crisis adolescentes (y existenciales) del segundo. Aunque creo que sería recomendable una relectura (para refrescar la memoria) de las anteriores entregas (para no perderse en el rico universo forjado alrededor del protagonista), tengo que reconocer que si algo caracteriza a este quinto tomo es el EXCELENTE trabajo gráfico de Ryan Ottley, que sabe dotar de espectacularidad a las aventuras de este personaje gracias a un dibujo detallado a la par que sencillo, logrando que algunas páginas sean TODO UN DELEITE para la vista. En este tomo veremos, entre otras cosas, su cambio de traje, las enseñanzas de superhéroe a su hermanastro y lo que se afianza su relación con Atom Eve (e incluso toca temas tan candentes como la violencia de género)
En los orígenes de Telecinco, allá por principios de los 90, me pilló muy joven (enmedio de mi adolescencia) y reconozco haber visto los combates de lucha libre americana que emitian (si bien no me hagas recordar nombres de luchadores porque salvo Hulk Hogan no recuerdo nada más) Eran también los tiempos del éxito de Dragon Ball (aunque ese parece inquebrantable) y yo lo veía, tanto una cosa como otra, con el único interés (propio de la edad) por ver a dos (o más) personajes hinchándose a sopapos unos contra otros.

En el primer caso, la lucha libre americana (aqui más conocida como Pressing Catch) yo ya tenía asumido que eran combates más o menos amañados, en donde era más la teatralidad que le ponian a la actuación que el daño real que se infligian unos a otros... aunque eso no era obstáculo para que me molase. Fue un interés que tuve tan solo de forma temporal, por lo que no recuerdo a André el gigante, protagonista de esta biografía en formato comic que ha sido una de mis más recientes lecturas de biblioteca.

La primera sensación que he tenido al leer este comic ha sido la que menos me podía imaginar: TRISTEZA. Y es que la acromegalia que afecta al protagonista lo hace vivir en un mundo donde su gigantismo le hace pasar por un monstruo, siendo una sensación similar a cuando el monstruo de Frankenstein tan solo desea comprensión pero lo que encuentra es más bien rechazo. Será, por tanto, dentro del Pressing Catch donde brillará con luz propia, al ser posible allí la inclusión de todo tipo de seres, por muy estrambóticos que sean.

Conocido por ser un secundario del film de culto La princesa prometida, esta biografía se nota mucho que es la obra de un fan y dirigida a otros fans: más que una evolución del personaje es una sucesión de anécdotas, sin dar profundidad a la historia y pareciendo más bien que estemos viendo un documental. No es un mal comic, pero creo que una biografía tiene que profundizar más en el personaje en el que se centra, cosa que aqui se pasa muy de puntillas, quedándose tan solo en lo antes citado. Por ello, y pese a un dibujo de trazo simple bastante acertado (que fue lo primero que me llamó la atención al hojearlo en la biblioteca), queda la sensación de que es una obra de fan para fans (como he indicado antes), por lo que no creo que levante mucho interés fuera de ese apartado.

Ficha editorial por este enlace, ficha de la biblioteca por este otro. CALIFICACIÓN: 6,5/10