domingo, 28 de septiembre de 2014

SIN CITY (2): UNA DAMA POR LA QUE MATAR, una secuela muy tardía

FICHA TÉCNICA

Título: Sin City: Una dama por la que matar
Título original: Sin City: A Dame to Kill For
Dirección: Robert Rodriguez, Frank Miller
País: Estados Unidos
Año: 2014
Fecha de estreno: Próximamente
Duración: 102 min.
Género: Criminal, Thriller
Reparto: Josh Brolin, Eva Green, Mickey Rourke, Rosario Dawson, Joseph Gordon-Levitt, Bruce Willis, Jessica Alba, Ray Liotta, Juno Temple, Jeremy Piven, Michael Madsen, Jamie Chung, Jaime King, Dennis Haysbert, Crystal McCahill, Julia Garner
Distribuidora: No disponible
Productora: Miramax Films, Dimension Films, Aldamisa Entertainment

SINOPSIS

En las sórdidas calles de Sin City, un hombre busca su venganza. Dwight (Josh Brolin) trata de ajustar cuentas con la misteriosa Ava Lord (Eva Green), la letal mujer que le traicionó. Nancy intenta superar la muerte de Hartigan, y Johnny tiene una peligrosa misión: acabar con el mayor villano de Sin City. En su propósito, conocerá a la joven stripper Marcy (Julia Garner).

CRÍTICA

La secuela de Sin City (título que me entusiasmó en su momento) ha llegado tarde y sin novedades, lo que motiva muchos de los comentarios que he leído al respecto, y que justificaría su fiasco en la taquilla americana, ya que de un presupuesto de 70 millones de dólares (sin contar gastos de promoción) apenas lleva acumulados poco más de 30 a nivel mundial. No negaré los méritos de Robert Rodriguez, ya que la anterior entrega sigo creyendo que es de lo mejor de su carrera en lo que se refiere a calidad, pero también es verdad que la película tampoco fue un éxito abrumador, por lo que la siguiente entrega tendría que haber llegado antes para aprovechar el relativo triunfo inicial (mira si no lo rápido que van las secuelas de sagas como Crepúsculo o Los juegos del hambre, a los que no se podrá decir que se duermen en los laureles)

Pero aparte del tema monetario está la calidad final del producto, y en este caso hay que decir que Sin City 2: Una dama por la que matar sigue los mismos esquemas que su antecesora sin aportar novedades dignas de mención. Se suele decir que las secuelas tienen que ofrecer lo mismo pero más espectacular, fallando aqui Rodriguez al seguir los patrones de su película de 2005, sin percatarse de que lo que entonces era novedoso (una estética fiel a las viñetas del comic en que se basa) aqui redunda en "más de lo mismo". Digamos que le pasaría algo similar al film 300 de Zack Snyder, innovador en su momento (año 2007) pero con una estética ya usada hasta la saciedad en multitud de otros films y series de televisión.

Es curioso porque tanto 300 como Sin City estan basadas, como ya casi todos saben, en sendos comics de Frank Miller, un autor que revolucionó las viñetas a principios de los 80 en la cabecera de Daredevil (creando la etapa más mítica del personaje desde su creación), pero que ha ido evolucionando cada vez a peor, tanto a nivel autoral en soporte gráfico (y para muestra la nefasta Holly Terror) e incluso atreviéndose con lo visual (ver su nefasta labor de director en la temible The Spirit, que debió de dejar revolviéndose en su tumba al pobre Will Eisner) por lo que ante esos malos precedentes no tenía muchas expectativas para la presente secuela (aunque su ego, como el de Rodriguez, esté tan inflado que les lleve a tener un innecesario cameo en esta Sin City 2)

Pese a todo mentiría si dijera que este film es malo tan solo por repetir la impecable estética negra en versión cartoon de su antecesora. Es más, a mi me entretuvo pese a que no tenga las sutilezas de la primera parte, gracias sobretodo a una Eva Green que se hace dueña y señora de la historia cada vez que su personaje aparece en pantalla, bien sea vestida o sin nada y desnuda (y hay bastante de eso) De los nuevos fichajes es sin duda la que mejor cumple (el resto digamos que estan correctos, eclipsados en muchos momentos por la particular estética de esta saga) mientras que Green convierte a su Ava Lord en la mítica femme-fatale que tiene que ser, superando con creces a la también sexy Jessica Alba que repite aqui su personaje de la anterior película.

Al igual que pasó en 2005, en esta secuela se entrecruzan varias historias, pero falla el equilibrio entre ellas que tuvo en la Sin City previa, siendo aqui la más interesante la más extensa (la de Eva Green), quedando las otras más secundarias (aunque reconozco que me gustó la de Joseph Gordon-Levitt) En cuanto al reparto, además de los ya citados, hay que decir que Robert Rodriguez tiene aqui el mismo ¿error? (eso irá por gustos) que en su anterior Machete kills (o como hace Santiago Segura en los films de Torrente) con cameos obviables y que no aportan casi nada, como sucede aqui de manera más evidente con Lady Gaga y Christopher Lloyd. Por su parte se añora al fallecido Michael Clarke Duncan, sustituido de manera tan solo correcta por Dennis Haysbert (el David Palmer de la serie 24)

LO MEJOR: La particular estética que encumbró a la anterior entrega sigue presente, así como algunos de sus personajes (repiten Mickey Rourke, Bruce Willis, Rosario Dawson o Jessica Alba entre los más emblemáticos) siendo la Ava Lord de Eva Green lo mejor de entre lo nuevo, y sin desmerecer a un Powers Boothe que también repite como el villano Senador Roark (lo que sirve para enlazar esta secuela con cierto bastardo amarillo de la anterior) y un cumplidor Josh Brolin.

LO PEOR: Es "más de lo mismo" y teniendo en cuenta a la velocidad que se reciclan hoy en día los éxitos, tardar casi una década para la secuela ha sido un grave error (si esto mismo nos lo hubieran presentado en 2006 incluso se podría haber sido más indulgente con el resultado final) Asimismo esta secuela es tan dependiente de la estética que la anterior película marcó que eclipsa la labor actoral (obvio por ejemplo en el personaje de Bruce Willis) aparte de que la misma uno ya la ha visto usada hasta la saciedad (por lo que hace ya tiempo que dejó de ser lo novedosa que fue hace nueve años)

LA PREGUNTA: Aparte de porqué han tardado tanto en hacer esta secuela, ¿porqué el personaje de Jessica Alba, que en los comics SI enseña las tetas, no lo hace en el film? Porque visto lo visto Eva Green no es tan pudorosa...


3 comentarios:

Agustin dijo...

Es una pena lo de esta secuela, recuerdo cuando se estreno la primera que en IMDB en su día aparecía tanto esta como una tercera parte. Es una pena que con el reparto que tiene la peli haya pasado sin pena ni gloria. Por cierto lo del tema de desnudos, Jessica Alba ha comentado en varias ocasiones que eso de aparecer desnuda ni de broma.

SCOR PION dijo...

yo me quede con la duda del personaje de Mickey Rourke, recuerdo que en la primera pelicula murio electrocutado, pero en esta aparece como si nada, igual el personaje de Michael Clarke Duncan aparece en la primera pelicula con su ojo dorado pero en esta aparece con sus dos ojos buenos y despues con su ojo dorado..
Eso me dejo muchas dudas con respecto a la anterior

Guillermo Acosta dijo...

Se supone que la historia de "A Dame to Kill For" es antes de los acontecimientos de la primera película, por eso es que a Dwight le hablan de "Su nueva cara" en la primera entrega (En esta vemos cuando le hacen cirugía, en el cómic son más enfáticos en el cambio de rostro), así como en esta segunda parte se puede ver cuando Marv le saca el ojo a Manute, por eso se le ve en la primera película con el ojo dorado.
Ahora,lo que sí es muy incoherente es que Marv salga vivo para ayudar a Nancy a vengarse, para ese momento si debió estar muerto.